Historia y ritos de la noche de San Juan

La noche de San Juan se ha convertido en una fecha significativa a lo largo de la historia, con mitos, leyendas y costumbres paganas que se tomaron una conmemoración religiosa.

Todos los años, el 23 de junio a las 12 de la noche, los más supersticiosos y los más alegres realizan varios rituales para aprovechar las energías mágicas de la noche de San Juan. Pero, ¿de dónde viene esta magia? Todo se relaciona con San Juan el Bautista y el solsticio del 21 de junio.

El 24, se celebra el nacimiento de San Juan, quien preparó a la humanidad para la llegada de Jesús. Su nacimiento ocurrió en una fecha muy cercana a un solsticio (de invierno para el hemisferio sur, y de verano para el hemisferio norte), lo que quiere decir que lo que está en juego son poderosas energías solares actuando en la Tierra.

RELEVANCIA

En esta parte del mundo, en el 23 de junio se produce la noche más larga del año, siendo San Juan, un santo muy popular en distintos lugares de Mundo. Con respecto al santoral católico, este es el día que el pueblo acoge con mayores manifestaciones paganas.

LA TRADICIONAL FOGATA

La noche de San Juan siempre se ha asociado al fuego aunque hoy en día esta noche se ha popularizado 

en su versión pagana, con la noche de las hogueras suponía un día mágico, el momento perfecto para espantar a los malos espíritus o romper con las cosas malas que hayan sucedido.

Uno de los rituales más conocidos de esta noche especial es saltar siete veces la hoguera con el fin de atraer a la buena suerte. Otro de los más conocidos es meterse en el mar a media noche y saltar nueve olas para tener suerte.Tampoco puede faltar escribir en un papel los deseos que quieres que se cumplan de cara al próximo año y luego echarlos al fuego.

Este año debido a la pandemia no se realizarán las fiestas con bailes, juegos y la tradicional caminata sobre las cenizas, pero quienes deseen pueden realizar algunos rituales y juegos en sus casas.

En esta fecha se ponen en práctica diversas supersticiones, y el sincretismo deja de ser una historia escrita para volverse visible a los fieles: sentarse debajo de una higuera con una guitarra, poner papas debajo de la cama, poner tres papeles con deseos debajo de la almohada, echar cera de vela en una fuente de agua, o leer el futuro en una yema de huevo, entre otras.

FLORECIMIENTO DE LA HIGUERA

Cuenta la leyenda que la higuera florece por única vez en la víspera de San Juan, precisamente a las doce de la noche, pero dura sólo algunos instantes.

Según la creencia, el que arranca esta flor se enriquece y es feliz para el resto de sus días. Para esto es necesario subirse al árbol y observar las ramas más altas, lugar donde florece la flor.

La tradición dice que cercano a las doce se oyen gruñidos, ruidos, maullidos y hasta gritos espantosos o se ve aparecer al diablo, serpientes y arañas. Al que no tiene miedo no le pasará nada y logrará ver la higuera llena de flores.

Debe tomar solo una y ponérsela en el pecho y después bajar del árbol. Al día siguiente desaparece la flor, pero el valiente tendrá fortuna y felicidad.

HIGUERA MUSICAL

La tradición dice que si una persona se coloca bajo una higuera guitarra en mano, justo a las doce de la noche, aprenderá a tocar este instrumento por arte de magia. Otra cosa es con guitarra dicen.

INVITAR A UN DESCONOCIDO

Entre las tradiciones que han desaparecido, figura la de salir a la puerta de la casa, invitar al primer transeúnte que pase a entrar y hacerse parte de la fiesta.

EL FUTURO SEGÚN TRES PAPAS

Para saber cómo le irá a la persona en el amor o en el dinero, primero hay que colocar tres papas debajo de la cama: una sin pelar, otra a medio pelar y la tercera pelada.

A media noche se saca una papa sin mirar. Si se escoge la pelada tendrá muchos problemas, a medio pelar no le irá mal, pero tampoco bien, si saca la sin pelar le irá muy bien. Se dice que en la cáscara está la vitamina y por algo las papas rústicas son tan buenas.

CUIDADO CON EL REFLEJO

Se dice que al dar las 12 en punto, se puede ver en el reflejo del espejo al mismísimo señor de las tinieblas, dispuesto a ofrecer un buen trato para negociar tu alma. Recuerde que los objetos en el espejo son más grandes de lo que aparentan.

EL NOMBRE DEL FUTURO MARIDO O MUJER

Si quieres saber quién va a ser su marido o mujer, entierre tres porotos, asignándole a cada poroto el nombre de tres pretendientes.

Aquel poroto que amanezca más brotado revelará el nombre del futuro cónyuge. También se conocerá su nombre si se escriben tres papelitos con el nombre de tres pretendientes debajo de la almohada. Al día siguiente se debe escoger uno sin mirar. Se le anota un poroto a la elegida/o.

AGUA BENDITA

Es costumbre de la gente beber agua antes de que salga el sol la madrugada del 24 de junio, cuando, según la creencia popular, el agua es más bendita y pura, aunque a algunos, “cuando el agua brota pura y cristalina de la madre tierra, más les gusta el vino”.

LEYENDA DEL TUE-TUÉ

En esta noche también puede suceder que pájaros tue-tué, que la tradición identifica como brujos, chillen alrededor de un sauce, indicando que allí hay un cadáver.

Para poder encontrarlo se debe atrapar al tue-tué e ir con él al lugar donde haya graznado. Si se encuentra el cadáver, hay que darle cristiana sepultura y marcharse con premura.

Se cuenta que en la casa de una antigua familia del norte de la provincia, en una noche de San Juan sus moradores sintieron graznar a pájaros tue-tué.

Los graznidos no cesaron hasta las tres de la mañana. Después las puertas de la casa fueron golpeadas fuertemente y los vidrios fueron rotos.

Posteriormente escucharon llantos de niñas. Se levantaron para ver de dónde provenían y vieron a fantasmas pálidos, etéreos y transparentes.

Huyeron esa misma noche. Tiempo después se supo que esa casa estaba maldecida por duendes y que había cuerpos sepultados, gente que había sido asesinada. Más adelante los habitantes quemaron la casa y borraron todo rastro de lo que hubiese pasado. Las historias de la Noche de San Juan, como la anterior, abundan.

Por supuesto, todo queda en los mitos y leyendas, que perdurarán en las noches de los tiempos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *