Sinopharm para niños en la Argentina: las claves de la reunión del Gobierno con los expertos pediátricos

Tras el anuncio de la vacuna para chicos de 3 a 11 años, la Sociedad Argentina de Pediatría pidió al Ministerio de Salud precisiones científicas. Los detalles del encuentro.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, se reunió esta tarde por más de una hora y media con el presidente de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP), Omar TabaccoEn la jornada, la funcionaria a cargo de la cartera sanitaria también encabezó una reunión del Consejo Federal de Salud (COFESA)Del encuentro participaron representantes de Unicef y de la OPS (Organización Panamericana de Salud). El último encuentro de los ministros de las carteras sanitarias de todo el país se realizó el lunes y martes pasado en Mar del Plata, evento del que la ministra se retiró de manera anticipada por un cuadro de apendicitis que derivó en una operación de urgencia.

El tema central de las dos reuniones fue la aplicación de la vacuna china Sinopharm en niños de 3 a 11 años. Tras el anuncio de Vizzotti el viernes pasado, la SAP y luego SADIP (Sociedad Argentina de Infectología Pediátrica) solicitaron, a través de comunicados de las dos entidades, mayor evidencia científicasobre la aplicación, en situación de emergencia, en menores de edad.

Se consensuó el paso fundamental que implica la vacunación para avanzar con los adolescentes, niños de 3 a 11 años, en lo que significa su beneficio individual, ya que si bien proporcionalmente los nuevos casos están disminuyendo y mucho, está aumentando la proporción de los casos COVID-19 en menores de 18 años ya que son todavía susceptibles al virus SARS-CoV-2 por no ser inmunizados aún, tenemos la perspectiva de escalar rápidamente la vacunación en adolescentes durante este mes”, precisó Vizzotti en conferencia de prensa, donde hizo referencia a los encuentros con los especialistas y especificó “hoy llegamos al 50% de toda la población argentina con dos dosis”."Está aumentando la proporción de los casos COVID-19 en menores de 18 años", advirtió la ministra de Salud argentina Carla Vizzotti (REUTERS/Jose Cabezas)“Está aumentando la proporción de los casos COVID-19 en menores de 18 años”, advirtió la ministra de Salud argentina Carla Vizzotti (REUTERS/Jose Cabezas)

De acuerdo a la ministra, quien también es médica infectóloga, especializada en el control de enfermedades inmunoprevenibles, “El otro punto que se definió en COFESA como muy importante es el respaldo y la confianza en nuestra entidad regulatoria (NdlR: por Anmat), en la evaluación de la documentación de los ensayos clínicos de Fase I y II que están publicados en The Lancety del contacto que tuvieron con las entidades regulatorias de China y Emiratos Árabes, del estudio puente Fase III que es confidencial a pedido de estos países, la confianza en la evaluación, el inicio de la preparación para que entre jueves y viernes inicie la distribución de las vacunas a todo el país y el 12 de octubre podamos iniciar en conjunto nación, provincias, municipios, sociedades científicas con la Sociedad Argentina de Pediatría a la cabeza como representante y con un rol estratégico en la vacunación pediátrica la vacunación pediátrica en los niños priorizados, los que tienen más riesgo y esperan hace más de 18 meses esperando esta vacuna”.

El infectólogo Roberto Debbag, vicepresidente de la Sociedad Latinoamericana de Infectología Pediátricadestacó: “Todos estamos de acuerdo en que la vacunación en menores de 12 años tiene que ocurrir, no hay duda porque los niños tienen que estar protegidos”, y agregó “fundamentalmente los chicos que tienen comorbilidades (en la Argentina nacen 7.000 niños con cardiopatías congénitas por año), necesitamos que los niños se vacunen”.

“Ahora, el problema es que el único acceso que tuvimos a información sobre Sinopharm, son datos de la fase 1 y 2, que es lo publicado por la revista The Lancet hace unas semanas.De la misma manera que lo dijimos con la Sputnik cuando teníamos pocas publicaciones, la única publicación que hay hoy por hoy es esta publicación con pocos niños, 288 chicos evaluados en fase 1 y 728 evaluados en fase 2″, describió Debbag. El estudio en esa muestra pequeña determinó que la vacuna Sinopharm garantizaba la “protección e inmunidad” en los menores.

El infectólogo detalló las variables que se tienen en cuenta en el mundo para la vacunación infantil, para decidir cuándo aplicarla:

– Debe ser inmunogénica (dar inmunidad)

– Debe ser segura (dato que se obtiene tras estudios en gran escala)

– La dosificación (suelen ser entre el 20% o 30% de las dosis aplicadas a los adultos)

La Sociedad Argentina de Pediatría pidió evidencia científica sobre la vacuna Sinopharm para niños de 3 a 11 años (SAP)La Sociedad Argentina de Pediatría pidió evidencia científica sobre la vacuna Sinopharm para niños de 3 a 11 años (SAP)

En diálogo con Infobae, el presidente de la SAP, Omar Tabacco detalló antes del encuentro que ayer recibieron la invitación formal para concurrir hoy a la sede del Ministerio de Salud de la Nación. Aunque informalmente el viernes, tras la conferencia oficial, se lo habían anticipado.

El expertodestacó que “trabajamos codo a codo con el ministerio de Salud de la Nación en temas COVID-19 y no COVID-19, pero en el caso de Sinopharm para niños, no estábamos al tanto del anuncio ni fue un tema tratado la semana pasada en la reunión del COFESA (Consejo Federal de Salud) ni por la Comisión Nacional de Inmunizaciones (CoNaIn)”.

Desde la SAP evitaron confrontar con el ministro de Salud Bonaerense, Nicolás Kreplak, quien criticó el comunicado de la asociación por transmitir “malestar e incertidumbre”. Tabacco en representación de sus colegas insistió en que los pediatras solicitan evidencia científica para luego poder dar una recomendación médica a sus pacientes.

Por otra parte, el pediatra y miembro del Consejo Directivo del Hospital Garrahan, Oscar Trotta, manifestó: “La plataforma Sinopharm para 3 a 11 años es con virus inactivado, que es una plataforma que conocemos y la vacuna para niños genera una muy buena respuesta inmunológica y ningún efecto secundario”.

El pediatra del Garrahan se diferenció de la SAP y manifestó: “Hay sectores que generan dudas y persiguen objetivos que no son sanitarios, la ANMAT tiene prestigio y si recomienda una vacuna es porque tiene el respaldo científico necesario. La comunicación de la Sociedad de Pediatría es extemporánea, ya habían sido convocados por el Ministerio de Salud”. Trotta señaló que “en la Argentina hay una cultura muy extendida de vacunación de los más pequeños, y recomendamos la vacunación de 3 a 11 años cuanto antes, porque es un foco de contagio, si no vacunamos a los niños el virus puede replicarse y si la Argentina quiere tener inmunidad de rebaño tiene que vacunar a los niños y jóvenes y la seguridad de la vacuna está garantizada”.

La ANMAT aprobó el uso de Sinopharm en chicos de entre 3 y 11 años La ANMAT aprobó el uso de Sinopharm en chicos de entre 3 y 11 años

En diálogo con Infobae, Ricardo Teijeiro, infectólogo del Hospital Pirovano y expresidente de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI) explicó: “Es muy importante que tengamos vacunas aprobadas para los distintos grupos etarios. Ahora, la discusión es a quiénes hay que aplicárselas, no cabe dudas que en aquellos grupos que tienen alguna enfermedad preesxitente (como problemas respiratorios, neurológicos, cardiológicos o inmunológicos) tienen una indicación y prioridad precisa en cuanto a vacunación”.

Para Teijeiro, es necesario “mantener las discusiones en el ámbito científico, no es bueno llevar la discusión a la comunidad en general, una vez que nos pongamos de acuerdo dentro de la comunidad científica, obviamente a través de Comisión Nacional de Inmunizaciones, recién ahí es cuando se tiene que brindar la información precisa de estas vacunas”.

Respecto a la aplicación de Sinopharm en menores, el neurólogo Conrado Estol expresó que “uno necesita vacunar a la gente de 12 años en adelante. Hablar de 3 a 11 años y con una vacuna que tiene cuestionamientos, y que no publicó una fase tres o no sabemos qué efectos tiene en la variante Delta, la verdad que es rarísimo”. Además se refirió a la gestión de la pandemia y el ritmo de vacunación: “Lo malo es que al ritmo actual, que ha bajado después de las elecciones, con 240 mil vacunados por día el cálculo es que vamos a llegar 70% de la población con dos dosis para el 17 de noviembre. También hace falta testeo. No conozco ningún país que solamente habiendo vacunado o teniendo una alta proporción con dos dosis, pueda controlar la pandemia si no testea en proporción. No testear es no identificar a los contagiados. Uno tiene que saber qué proporción de la nueva variante existe entre los infectados, aunque sean pocos por día, ¿qué proporción es delta? Hay que saber. Es fundamental”.

Tras el pedido de información de los pediatras, Kreplak, criticó el comunicado de la SAP, lo consideró “inoportuno” por transmitir “ansiedad, malestar e incertidumbre a una población que confía en nosotros o que debe hacerlo”, dijo ayer en declaraciones radiales.

El ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, criticó el comunicado de la SAP, lo consideró “inoportuno” por transmitir “ansiedad y malestar" El ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, criticó el comunicado de la SAP, lo consideró “inoportuno” por transmitir “ansiedad y malestar”

Además, el funcionario provincial defendió a la ANMAT como “única organización en Argentina con capacidad de habilitar, autorizar o no, una medicación o tratamiento” y destacó que el Ministerio de Salud de la Nación y las carteras provinciales “somos los únicos que tenemos la responsabilidad, la capacidad, el conocimiento y los equipos técnicos capaces de diseñar una política sanitaria”.

Kreplak reveló el pedido de las autoridades sanitarias al organismo regulador: “A la ANMAT le pedimos los ministros, que si creían que estaban las condiciones de regulación dadas para aprobar Sinopharm, la apruebe porque para todas las provincias es indispensable avanzar en esta etapa de vacunación”.

“Hay muchas cosas que el médico de a pie no sabe pero que saben las autoridades”, apuntó Kreplak y le señaló a la SAP que “antes de salir a llevar dudas a la sociedad, corresponde hacer el trabajo serio y responsable de hablar con las instituciones primero”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *